El tratamiento de mesoterapia, que consiste básicamente en la aplicación de principios activos en la piel mediante pequeñas infiltraciones, “reina” desde hace mucho tiempo como una de las técnicas más efectivas en el ámbito de la medicina cosmética, tanto facial como corporal. Sus ventajas son muchas: se trata de un procedimiento mínimamente invasivo, indoloro y que permite aportar sustancias reparadoras (hidratantes, nutritivas, drenantes, antiedad…) justo allí dónde se necesitan, de forma rápida y con resultados muy visibles.

El nuevo tratamiento de Mesoterapia Capilar de Svenson se basa en la utilización de todas las posibiliddaes que ofrece esta técnica para frenar la caída del pelo, mejorar el aspecto y minimizar los efectos que el paso del tiempo y otras circunstancias como el estrés, la alimentación, la herencia genética o los factores hormonales, tienen en el estado del cabello. Esta terapia, que se aplica directamente en el cuero cabelludo (concretamente sobre el bulbo piloso), consiste en una fórmula que combina, por un lado, un compuesto de 7 biopéptidos (sustancias específicamente diseñadas para restaurar cada uno de los puntos “diana” del cabello dañados como consecuencia del proceso de la alopecia); y, por otro, un complejo de vitaminas y minerales con base de ácido hialurónico (sustancia con altísimo poder hidratante y reconstituyente de la fibra capilar). Esta formulación está clínicamente probada para la reactivación del folículo piloso (un efecto clave para frenar la caída capilar), fortaleciendo el cabello y activando su ciclo de crecimiento desde la raíz.

Al actuar directamente sobre el folículo piloso –y más concretamente en la papila dérmica- los principios aplicados mediante la mesoterapia para el pelo ponen en marcha una activación de la zona desde tres “frentes”: por un lado, activan las células madre presentes en el bulbo piloso, alargando la fase anágena (de crecimiento). A su vez, se produce una activación del ciclo de crecimiento folicular, ya que incrementa la formación de vasos sanguíneos (angiogénesis) y activa el metabolismo celular. Y, finalmente, frenan el proceso de caída del cabello, inhibiendo la DHT (DiHidroTestosterona), que es la hormona causante de la miniaturización del folículo piloso.

Por otro lado, la inclusión del ácido hialurónico como base del tratamiento de mesoterapia supone un plus, ya que esta sustancia proporciona una potente hidratación del cuero cabelludo lo que se traduce no solo en una mejora del aspecto de la piel de esta zona sino también en una importante protección contra los agentes oxidantes (sol, viento y otros factores ambientales). Además, la aplicación del ácido hialurónico directamente sobre el cuero cabelludo nutre la dermis de esta área capilar, reestructurando el cabello y reduciendo la caída.

El tratamiento consta de 8 sesiones, realizadas siempre bajo supervisión médica, y está indicado tanto para hombres como para mujeres.

Compartir →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *