Microcamara-scanhairHay personas que ante un ligero aumento de los cabellos depositados sobre la almohada o que permanecen en el cepillo tras peinarse se alarman, mientras que otras saben que hay épocas en las que esta caída es un poco más intensa, y no se preocupan demasiado por ello. La “versión oficial” por parte de los expertos es que lo normal es perder hasta 100 cabellos al día, pero hay una serie de factores implicados en el problema de la alopecia que justifican que cada caso tenga que analizarse de forma particular, sobre todo si la pérdida abundante de cabello aumenta o se mantiene en el tiempo.

Por tanto, no hay una respuesta única a preguntas frecuentes del tipo: “¿Estaré perdiendo demasiado pelo?, “esos cabellos caídos, ¿me volverán a salir?”; “¿el hecho de que empiece a perder pelo significa que en poco tiempo me quedaré irremediablemente calvo?”.  Por eso, y teniendo en cuenta que los especialistas en el tema insisten en la importancia de diagnosticar la alopecia cuanto antes, es fundamental ponerse en manos de un profesional si se tienen dudas en este sentido –especialmente si hay antecedentes familiares de alopecia, ya que este problema tiene un alto componente hereditario- pues un diagnóstico adecuado es clave tanto para prevenir la alopecia como para abordarla de forma efectiva.

Afortunadamente, los últimos avances tecnológicos, aplicados al abordaje de la alopecia, han abierto nuevas e interesantes posibilidades para detectar los primeros signos de este problema, determinar las causas y circunstancias implicadas en cada caso y orientar a las personas sobre las mejores opciones para solucionarlo.  

Precisamente en esta línea se encuadra el Scan Hair, una de las herramientas empleadas como parte de los servicios Svenson de diagnóstico, que facilita a los especialistas realizar un análisis profundo tanto del cabello como del cuero cabelludo. Se trata de una microcámara con la que conocer el estado de integridad de los tallos capilares y las características de la piel del cuero cabelludo, ya que permite la observación con un aumento muy superior a la dimensión real.

Otro servicio diagnóstico es el que ofrece el Test Hair DX, que permite detectar la predisposición genética a desarrollar alopecia. El diagnóstico se basa en el análisis del gen del receptor androgenético y, concretamente, en su sensibilidad ante el Finasteride, -uno de los dos fármacos aprobados actualmente para el tratamiento de la alopecia- en el caso de los hombres, y ante los andrógenos cuando se trata de casos de alopecia femenina. Además de conocer la predisposición genética a desarrollar este problema, el Test Hair DX ofrece una información muy importante: conocer de antemano si los fármacos contra la alopecia van a ser o no efectivos en cada caso concreto, lo que permite optar por otras alternativas antes de iniciar el tratamiento.   

Compartir →