2889813827_6708b84f91_zBuenas
y más que prometedoras novedades en el campo del tratamiento de la alopecia: el
abanico de opciones para prevenir la caída, evitar que ésta vaya a más y
recuperar el pelo perdido es cada vez más amplio. Fruto de las investigaciones más recientes, hay nuevas sustancias,
técnicas y tratamientos a disposición de las personas que necesitan solucionar
los problemas relacionados con la pérdida del cabello.

Uno
de estos tratamientos es el
plasma
rico en plaquetas (PRP) para el cabello
, que consiste en la
aplicación subcutánea de las plaquetas -las células del organismo que cuentan
con una mayor proporción de factores de crecimiento- en el cuero cabelludo. Las investigaciones realizadas al respecto
han demostrado que con la aplicación del PRP se consigue un aumento de los
cabellos en fase de crecimiento (anágena
); mejora notablemente el estado de
la cutícula y se logra un espesamiento del cabello en las zonas afectadas por
alopecia
areata
.

El
PRP lleva ya mucho tiempo utilizándose en el ámbito de la cosmética facial,
concretamente en tratamientos para frenar el envejecimiento, y otro tanto
ocurre con otra de las novedades que se ha incorporado al cuidado del cabello:
la
coenzima
q10
.
Se trata de una sustancia grasa soluble que, por un lado, el organismo produce
de forma natural y que es utilizada por las células para extraer la energía de
los alimentos y, por otro, se puede consumir a través de los alimentos que la
contienen (carne, pescado, aceites vegetales, frutos secos, soja….). Se
encuadra dentro del grupo de las sustancias antioxidantes (frenan la acción de
los radicales libre y retrasan el envejecimiento) y, a nivel capilar, ha demostrado su eficacia en el fortalecimiento del
cuero cabelludo y en el tratamiento de los cabellos secos, castigados y
desvitalizados.
Se aplica en forma de ampollas.
 

El
tratamiento
capilar con células madre
es una de las técnicas más
prometedoras en el campo de la investigación de la alopecia. Los estudios más
recientes apuntan a que las células madre dérmicas, de la piel y del cuero
cabelludo, pueden regenerarse cuando se cultivan en laboratorio. Esta evidencia científica abre una más que
esperanzadora puerta en la búsqueda de una solución definitiva a la alopecia,
al apuntar hacia una probable aplicación del poder regenerador de este tipo de
células en el cuero cabelludo
.

Todos
estos tratamientos vienen a unirse a uno que puede catalogarse de “clásico”:
minoxidil,
un fármaco de aplicación tópica que estimula el crecimiento de los folículos
pilosos, frenando la caída y favoreciendo el crecimiento de nuevo cabello.
Aunque ya lleva tiempo en el mercado, los expertos siguen investigando sus
posibilidades, y fruto de este interés surgen nuevas técnicas de aplicación,
como la que incorpora el
Tratamiento
Mx Active de Svenson
,
que potencia la eficacia del minoxidil utilizando compresores de aire.

Ante
esta variedad de soluciones, es necesario ponerse siempre en manos de un
experto para que sea él quien indique cuál es la más adecuada a cada caso
concreto.

 

FOTO: http://www.flickr.com/photos/andrea_scauri/2889813827/

Compartir →