Aunque generalmente está asociada a los hombres, la alopecia androgenética también afecta a la población femenina. Entre las causas que desencadenan la alopecia androgenética femenina se encuentran el proceso de envejecimiento, los cambios en los niveles de andrógenos (hormonas masculinas) como consecuencia de las alteraciones propias de la menopausia y, también, el factor hereditario.

Independientemente de las causas por las que se produce, la alopecia de patrón femenino (APF) presenta unas características que la diferencian de la masculina. Así, por ejemplo, si bien en ambos casos se produce un adelgazamiento del cabello, en la alopecia androgenética femenina éste afecta principalmente a la parte superior del cuero cabelludo y a la coronilla, mientras que, contrariamente a lo que ocurre en los hombres, no se refleja en las entradas. La alopecia androgenética en los hombres se suele concentrar en zonas en las que se puede llegar a perder todo el pelo (generalmente en las entradas y la coronilla), mientras que en las mujeres se manifiesta como una pérdida de densidad en áreas amplias, produciendo un aspecto general de “clareo” en el pelo que rara vez desemboca en una calvicie total.


Debido a las peculiaridades que presenta la APF, existen distintas escalas que miden el grado de calvicie femenina y la clasifican. La más empleada es la llamada escala Ludwig, que describe tres tipos de alopecia androgenética femenina en la zona superior de la cabeza: grado I o mínimo; de grado II o moderado, y grado III o grave.

¿Cómo abordar la alopecia androgenética en mujeres?, ¿qué alternativas existen para la APF? Las soluciones Svenson para mujeres que padecen este problema son totalmente personalizadas, adaptadas a las necesidades y características de cada paciente. Una de las más demandadas es el microinjerto, una intervención que consiste en extraer una tira de piel de la que se obtienen unidades foliculares que luego se implantan en la zona afectada por la APF. Hay que seguir una serie de pautas e indicaciones durante el postoperatorio (no coger pesos, evitar la exposición al sol, no practicar deporte….) y los resultados definitivos son visibles al cabo de unos meses.

Más inmediatos son los resultados que se obtienen con otra de las soluciones que Svenson ofrece a las mujeres: los sistemas Hair & Hair, una excelente alternativa para añadir volumen en aquellas zonas  capilares en las que la alopecia androgenética empieza a ser muy evidente. Estos sistemas están basados en una técnica que consiste en integrar el cabello propio con otros naturales, de idéntico color y textura, que se obtienen en el laboratorio a partir de una muestra del cabello de la mujer. Frente a otras opciones, como los postizos y las pelucas, los sistemas Hair & Hair de Svenson para mujeres son permanentes y resultan tan cómodos que las que recurren a ellos aseguran que se olvidan de que los llevan.

Lo importante es consultar a un experto en cuanto se note que se pierde más cabello del habitual, sobre todo si esta caída presenta las características de la APF. Una vez diagnosticada, hay distintos tipos de soluciones para este problema.

Etiquetado con →  
Compartir →

One Response to Alopecia androgenética: un problema también para las mujeres

  1. Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: Aunque generalmente está asociada a los hombres, la alopecia androgenética también afecta a la población femenina. Entre las causas que desencadenan la alopecia androgenética femenina se encuentran el proceso de envejeci…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *